RESUMEN HIJOS DE LA IRA - Damaso Alonso

RESUMEN DE LA OBRA HIJOS DE LA IRA 
- Damaso Alonso -
Argumento del libro "Hijos de la Ira" de Damaso Alonso.
20 años más tarde del “el viento y el verso”, reaparece con un libro sorprendente, catalogado como la obra fundamental de la posguerra; en efecto, los Hijos de la Ira resulta estremecedor e ingresa al cause de lo que el mismo autor rotuló como “poesía desarraigada”.

En este libro fundamental, junto a los poemas sobre la miseria humana, hay emocionantes confesiones del poeta:

/“si vais por la carrera de arrabal, apartaos no os inficione mi pestilencia. / El dedo de mi Dios me ha señalado: 

odre de putrefacción quiso que fuera este mi cuerpo, /y una ramera de solicitaciones mi alma(…) / yo soy la piltrafa que el tablajero arroja al perro del mendigo, / y el perro del mendigo arroja al muladar./Pero desde la mina de las maldades, desde el pozo de la miseria, /mi corazón se ha levantado hasta mi dios, / y le ha dicho:

Oh señor, tu que has hecho también la podredumbre, /mírame, /yo soy el orujo exprimido en el año de la mala cosecha, /yo soy el excremento del can sarnoso, /el zapato sin suela en el carnero del camposanto, /yo soy el montoncito de estiércol a medio hacer, que nadie compra,/y donde casi ni escarban las gallinas.

/ Pero te amo, pero te amo frenéticamente./ ¡déjame, déjame fermentar en tu amor, / deja que me pudra hasta la entraña,/que se me aniquilen hasta las ultimas briznas de mi ser,/para que un día sea mantillo de tus huertos!”/

Hijos de la ira es todo esto, una suplica que se eleva a Dios en tono de salmo, como en el poema citado: de profundis, el reconocimiento de la vanidad del hombre frente a los designios del creador, a su vez una protesta contra toda la podredumbre de la vida; es el destino del asceta en actitud de dar toda su sangre por un rayo de luz; las tres ultimas líneas son un ruego, el sacrificio del alma en una aniquilacion suprema, después de lo cual sólo queda la esperanza de lo nuevo.

Todo el libro es desgarrador y alucinante, de tonos biblicos (por el paralelismo con algunos salmos del antiguo testamento), con claras y manifiestas imágenes surrealistas.

Otros poemas del mismo libro son: la injusticia, raíces del odio, monstruos y mujer con alcuza, catalogado éste como de capital importancia en las letras españolas, poema que, al decir de tusón, “todo amante de poesía leerá y releerá muchas veces:
“/¿A dónde va esa mujer,/ arrastrándose por la acera,/ahora que es casi de noche,/ con la alcuza en la mano?/ Oh si, la conozco./esta mujer yo la conozco: 

Ha venido en un tren muy largo; /ha viajado durante muchos días/ y durante muchas noches…/ Pero el horrible tren ha ido parando/ en tantas estaciones diferentes,/que ella no sabe con exactitud ni cómo se llamaban,/ni los sitios,/ni las épocas…”

/ se canta aquí a la tortura de una mujer que viaja en el tren de la vida(el destino), un destino que no le pertenece porque no lo dirige; 

El poema continua mostrando como el tren (su destino)es enorme y vació, sin conductor, con el único pasajero: la mujer solitaria, una mujer que gira, corre, despierta, grita, pregunta, mira, pero no encuentra al conductor.


Lea tambien:

Siguenos en facebook